1079

{ARTÍCULOS DE OPINIÓN}

'El extraño verano de Tom Harvey', de Mikel Santiago

El extraño verano de Tom Harvey es la última novela del escritor vasco Mikel Santiago, experto en el misterio clásico y en invitarnos a recorrer con él senderos no faltos de sobresaltos, con toques muchas veces sobrenaturales, donde el humor también forma parte del guion y siempre, siempre, con muchas sorpresas gracias a su buen hacer con los giros argumentales. Así es como logra que el lector quede atrapado hasta la última página y esta vez, de nuevo, lo ha conseguido. Para muestra, la propia sinopsis del libro que en esta ocasión os pondré sin modificar, tal y como la expone la editorial. Ahí va.

 

«Yo estaba en Roma cuando Bob Ardlan me llamó. Para ser exactos: estaba con una mujer en Roma, cuando Ardlan me llamó. Así que cuando vi su nombre en la pantalla del teléfono pensé: “Qué demonios, Bob. No me llamas en una eternidad y vienes a estropearme el mejor momento del verano”. Y lo dejé sonar.

 

Dos días después, supe que Bob había caído desde el balcón de su mansión en Tremonte pocos minutos después de marcar mi número. ¿O tal vez le habían empujado? No me quedaba más remedio que pisar el acelerador del coche y plantarme allí para hacer unas cuantas preguntas.»

 

Un lugar idílico, bañado por la luz cegadora del Mediterráneo. Una galería de personajes estrafalarios, carismáticos y sospechosos. Un «quién lo hizo» a ritmo de thriller en el que todo el mundo puede ser culpable hasta que se desvele la verdad.

 

Tal cual. El resumen no miente. Así es el libro de Mikel Santiago. Un cluedo lleno de personajes un tanto peculiares y muy grises ­‒entiéndase que ninguno es bueno, muy buen, o malo, muy malo‒, donde resulta complejo separar las buenas de las malas intenciones o lo normal de lo extravagante.

Tenemos una trama complicada, de esas con muchos hilos y muchas historias paralelas que no sabes bien a dónde te llevan, pero que deduces que te trasladarán a un mismo lugar ya que todas tienen que confluir. Si se quedarán sueltas, mal asunto. Asimismo, como en otras ocasiones, Santiago vuelve a utilizar el recurso de lo inexplicable, lo fantasmagórico o espectral, para dar más intriga a algunas partes de la novela y subtramas. Eso me gusta. Las hace diferentes además de ser una particularidad de su forma de escribir, como una firma. Quizá tienen estos pasajes fantásticos menos peso en El extraño verano de Tom Harvey que en novelas anteriores, cosa que he lamentado porque disfruto mucho con ese tipo de fragmentos, pero están.

 

A lo dicho, para que todo encaje y ruede sin problemas, hay que añadir un escenario de los que encandilan según los imaginas. A mí, por lo menos, me ocurre con la mayoría de los marcos que Santiago describe en sus novelas. Me parecen todos ellos lugares que quisiera visitar, conocer y descubrir. Este último, más. Cosas mías y de mi afición a lo italiano.

 

¿Interesados en leerla? Seguro que sí, pero antes de acabar, os voy a contar un chascarrillo que os va a gustar, sobre todo si habéis seguido la trayectoria de Mikel Santiago. De momento, todas las novelas del autor tienen un final cerrado y suelen ser obras independientes. El caso de El extraño verano de Tom Harvey no es diferente, pero sí hay en ella una peculiaridad que el propio autor destacó durante la presentación del libro en la Semana Negra de Gijón de este año. Dijo Santiago que, tal vez, esta novela, o mejor, el personaje principal de la obra, Tom Harvery, pudiera ser un protagonista de saga. ¿Podría ser así? ¿Podría ser El extraño verano de Tom Harvey el principio de una serie? No lo sé, pero sí le veo posibilidades porque, tal y como explicó el autor, es el protagonista que más se acerca a ese personaje del que quieres saber más y que podría encajar en un investigador aficionado al que los problemas, crímenes y sucesos extraños le puedan perseguir durante unas cuantas historias más./Verónica García Peña, 'El ladrón de sueños' es su última novela.



Autor: Verónica García Peña

Suscripción a la Newsletter Enviar