1210

{ENTREVISTAS}

'Nos educamos a través del cine y la tele, hay que ser muy responsable al crear contenidos'

Paula Bañueños expone 'Looking for the Bechdel film' en el IRJ de Logroño, sobre la mujer y el cine

La mujer arrastra las cadenas al caminar. Solitaria, deambula entre las ruinas de un paisaje decadente. Unas voces parecen arroparla. Son diálogos de películas, pasajes de ‘Juno’, ‘Las vírgenes suicidas’, ‘Agosto’, ‘Revolutionary Road’ o ‘Interiores’. En el vídeo instalado en la Sala de Exposiciones del Instituto Riojano de la Juventud las ruinas representan quizá ¿un espacio o un lugar perdido por la mujer? ¿el pasado o el presente silenciado y anulado? ¿Un paraje que la mujer anhela conquistar? Las imágenes que nos presenta Paula Bañuelos hablan de una mujer prisionera que transita un camino difícil y pedregoso. Así lo describe Mónica Yoldi López, directora de la Escuela de Arte y tutora del proyecto ‘Looking for the Bechdel film’, premiado y desarrollado por Paula Bañuelos dentro de la Muestra de Arte de La Rioja. 

 

El punto de partida de la propuesta de Paula Bañuelos es el Test de Bechdel que apareció por vez primera en 1985 en el cómic ‘Unas lesbianas de cuidado’ que llevaba la firma de Alison Bechdek. El test mide la presencia del diálogo entre personajes femeninos en las películas. En concreto tiene en cuenta tres premisas: que en la película aparezcan al menos dos personajes femeninos, que dichos personajes hablen una a la otra en algún momento y que dicha conversación trate de algo distinto a un hombre. El test de Bechdel analiza la brecha de género en la literatura, los cómics, el teatro, el cine y otros productos culturales. “Es –detalla Bañuelos- una forma sencilla de poner en relieve la poca presencia femenina en la industria del cine. Mide los diálogos y no el rol femenino en las historias. No sirve para medir la buena o mala construcción de los personajes femeninos, pero si revela su importancia en la historia contada”.

 

Dos grandes pantallas muestran las perfomances que interpreta la propia artista, junta a ellas un panel ejerce de hemeroteca. Artículos sobre mujeres directoras de cine, roles de género en los niños, la conciliación madre/cineasta, la nueva ola de directoras españolas, el techo de cristal y las mujeres en el cine, el mito del instinto maternal y los papeles que ofrecen a las mujeres. Al fondo de la sala del IRJ,  ‘Looking for the Bechdel film’ involucra al visitante a la exposición. Paula Bañuelos ha colocado un banco frente a una tercera pantalla. Cuando el espectador se coloca los auriculares comienza a escuchar diálogos de películas al tiempo que una cámara frontal emite su propia imagen. ¿Cómo te sientes? Te preguntas a ti mismo.

 

Paula ha analizado más de cien películas para desarrollar ‘Looking for the Bechdel film’. “Las he visionado y sometido al test de Bechdel. La selección comenzó en los años 40 y de cada década analicé un par de películas, tomando cortes de audio de los diálogos de las mujeres, apuntando su discurso y extrayendo una reflexión”. Los datos extraídos por Paula Bañuelos son demoledores. “Sólo el 33 por ciento de los personajes que aparecen en las películas son femeninos y tan sólo el 12 por ciento puede considerarse protagonistas”. Si la referencia es las películas más taquilleras tan sólo el 9 por ciento están dirigidas por mujeres –datos de 2012-, en cambio los porcentajes se incrementan ostensiblemente si se acude a los departamentos de maquillaje y vestuario. “Es relevante –resalta Paula- que cuando los equipos de guionistas cuentan con una mujer se incrementa considerablemente la posibilidad de que la película supere el test de Bechdel”.

 

Si las películas analizadas se circunscriben al cine español los datos reflejan una puntuación de mínimos en test de Bechdel. “En España –señala Bañuelos- hablamos de una presencia femenina del 19,2 por ciento y entre 2014 y 2015 se rodaron alrededor de ochocientas películas”. Las voces que se levantan desde Hollywood exigiendo equidad, por ejemplo, son importantes reconoce Paula, pero insuficientes. “Hoy una voz –recuerda- pero no repercute en los porcentajes”. Resulta curioso, tal y como describe la artista, que la mayor presencia de mujeres directoras se detecte en el género documental. “La respuesta es sencilla –justifica- los salarios son mucho más bajos”.

A través de las perfomances que recogen los vídeos que componen ‘Looking for the Bechdel film’, Paula apunta “a la tiranía del cuerpo”, una percepción que avala Mónica Yoldi al recordar que “la sexualización es la norma de los personajes femeninos en el cine”. Ambas reiteran que es preciso variar esa realidad “porque las personas, los niños, los jóvenes, se educan a través del cine y la televisión y lo que aparece en las pantallas se traslada luego a la vida real. Si en el cine aparecen mujeres irreales, ese será el reflejo en la sociedad. Por ese motivo creo que hay que ser muy responsable a la hora de crear contenidos”.

 

No hace tanto que en la gran pantalla se ha estrenado Wonder Woman, con una mujer protagonista de la historia. ¿Un paso adelante o puro marketing? Paula no duda: “Ambas cosas. Es un paso adelante, pero no deja de ser marketing, ya que para algo que se hace se vende a bombo y platillo, como si de ese modo la desigualdad se resolviera”.

 

La chispa para iniciar la investigación que ha concluido en ‘Looking for the Bechdel film’ prendió en Paula mientras leía un artículo sobre películas que habían superado el test de Bechdel. 

Sentado en el banco, el visitante al contemplar la instalación, observa su imagen proyectada en una pantalla cuyo sonido serán, de nuevo, voces femeninas pertenecientes a fragmentos de diálogos de películas. “De alguna manera, Paula interpela al público e intenta obligarle a tomar conciencia de la realidad. Una realidad donde la equidad entre hombres y mujeres todavía tiene un camino que recorrer. Y es que si una lee cómics feministas como Mujercitas, publicado en 1975 por Núria Pompeia, encuentra que más de treinta años después, hay roles tradicionales atribuidos a la mujer que han evolucionado poco o nada y que aún queda trabajo por hacer en el ámbito de la igualdad de género”. Como describe Mónica Yoldi en las pantallas de ‘Looking for the Bechdel film’ habita “la mujer prisionera”. Aún habita la mujer prisionera./Javi Muro.

 

Paula Bañuelos. ‘Looking for the Bechdel film’

Hasta el 9 de diciembre.

Sala de Exposiciones del Instituto Riojano de la Juventud



Autor: Javier Muro

Suscripción a la Newsletter Enviar