538

{ACTUALIDAD}

ZULUX, descomponer el expresionismo desde una rebelde visión pop

Zulux responde a la suma de Zulú más luz. Es también el título de la exposición con la que la Casa de la Imagen de Logroño cierra la temporada previa a los meses estivales. Zulux se constituye desde una proclama: "Mostradme el peso de las palabras. Concededme la conmoción de las imágenes", y decálogo: 

 

1.- Destellos zulús inundando bancos de armas de amor masivo en droguería de arco iris.

 

2.- Columnas doricojónicas, triángulos y muchos ojos.

 

3.- La casualidad es sinconicidad en islas rosas unidas en lo profundo. Caminos hacia el azar convertido en nexo.

 

4.- Compramos oro, hacer el amor super azul.

 

5.- En tre el bien el mal está el equilibrista profesional.

 

6.- Acumulación de redes, suspiros y construcciones fluor.

 

7.- Enroscados en tripas de chupasangres. Holocausto serpiente. Geometria argiaren warriors.

 

8.- Tú la llevas, nación Zulú. Caracol saca los cuernos al sol.

 

9.- Misas mágicas donde jugar con el entorno y estirar los límites del aceite y lente.

 

10.- Banderas negras. Hermandad fucsia. Abrazo Blanco.

"Zulux es una atrevida propuesta, toda una fiesta repleta de arte -describen desde la Casa de la Imagen-, más que una exposición es una explosión". La muestra lleva la firma de los artistas Diego Sáinz (Logroño 1975) y Pablo Tello (Zaragoza 1976), "artistas ingobernables e incorregibles, que descomponen un marcado expresionismo desde una rebelde y alegre visión Pop".

La pintura de Diego es libertad en estado puro, "con un trasfondo de alegría y azar". Su pincel navega sobre el lienzo virgen "en busca de un itinerario mental en el que aflora el autor de una manera explosiva". Colores, figuras y frases superpuestas invitan a descubrir a golpe de machete la selva cromática que plantea el autor en aras de compartir su espacio de libertad.

Pablo, por su parte, pintor en otro tiempo, practica una fotografía incendiaria en la que no quedan espacios para el consuelo. Cada obra de Pablo Tello es una escenografía teatral en la que cada objeto es simbólico, incluso el mismo autor aparece sumergido en un universo que trata de explicar el mundo por la lucha de contrarios. 

 

Diego y Pablo comparten libertad de creación, atrevimiento a raudales, colores que casi nadie se atreve a emplear, universo paralelos que dinamitan un aburrido panorama social. "Nadie se queda impasible ante la obra de estos dos artistas que nos hacen entender que la libertad esta a nuestro alcance"./SPOONFUL

 

* Originales en Galería de Imágenes.

GALERÍA DE LA NOTICIA

  • iamgen pequeña 0
  • iamgen pequeña 1
  • iamgen pequeña 2
  • iamgen pequeña 3
  • iamgen pequeña 4
  • iamgen pequeña 5

Suscripción a la Newsletter Enviar